Chuck Berry: ¡Gracias Padrino!

Chuck Berry ha muerto.

Chuck Berry es el personaje a quien un tal Charles Edward Anderson Berry diera vida y forma para hacer lo mismo con eso que llamamos Rock and Roll, todo gracias a un ejercicio de creatividad derivado de la necesidad de sacar adelante una familia porque las circunstancias y los errores del pasado parecían no permitirle prosperar en el estándar de la llamada sociedad, una que se jactaba de ser políticamente correcta para esconder sus peores crímenes bajo el vestido blanco de la estatua de la libertad.

A Chuck Berry hay quien le llama pionero, otros le dicen fundador, más aquellos gatos del callejón saben que es el auténtico Padrino del Rock and Roll.

Chuck Berry no sólo dio vida a un género musical que es universal, sino que nos dejó varias lecciones que los roquerillos de manita cornuta y “actitud” nunca entenderán.

Chuck Berry cometió errores que cualquier joven puede cometer si no tiene la guía adecuada, más pagó su deuda con la sociedad y siguió adelante, aún cuando la sociedad no le permitiera salir adelante porque ya estaba “marcado”, más la necesidad y las ganas de salir adelante le hicieron encontrar su propio y único camino a partir de abrir una brecha que al día de hoy es una carretera por la que transitamos cualquier cantidad de entes alrededor del mundo.

Chuck Berry tomó lo que le gustaba de eso que algunos llaman country, otros folk, pero que no es más que la música regional gringa, y de ahí lo mezcló con eso que él se esforzó en aprender y hacer para crear un nuevo ritmo; fusión, colaboración, tomar lo que a tu parecer es lo mejor y crear algo nuevo, eso es Rock and Roll.

Chuck Berry tomó su híbrido y lo presentó al mundo, uno que al principio le recibiera con risas, algunas burla pero que no tardaría en apropiarse para sacudir el esqueleto hasta nuestros días. Valor, valentía, coraje y ganas de salir adelante pero no con ira ni resentimiento sino con esa alegría que solo tiene alguien que es feliz porque hace lo que le gusta.

De su música, la estructura de esta y su legado se han dicho y se dirán muchas cosas, más nunca hemos de lamentar su muerte porque ya es completamente libre y, allá dónde esté, seguro sigue haciendo lo que le gusta.

Hoy, las plañideras lamentan que, a su muy particular gusto, no se haya lamentado su muerte lo suficiente, nosotros decimos:

Chuck Berry, ¡Gracias Padrino!

Anuncios

Comenta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s